SINPELOS.MX
Sin pelos en la lengua

Secretario de Policía de Apodaca ordena liberar a dos agentes de la AEI detenidos por secuestro y extorsión: familiares de víctima

0 94

A las 10 de la mañana de éste domingo, un menor de 16 años fue detenido para su revisión por agentes ministeriales en Pueblo Nuevo, uno de los barrios más conflictivos de Apodaca Nuevo León. En la inspección, le fueron localizados varios gramos de mariguana que aseguró, eran para su consumo personal.

Tras ser interrogado, el menor fue llevado hasta su domicilio por los detectives, ubicado sobre la calle Guayalejo en la mencionada colonia.

Al arribar, uno de los agentes bajó de la patrulla y comenzó a tocar en la puerta de la casa.

“Vienen a avisarme que lo tenían los ministeriales, y yo fui. Cuando yo llegué al punto donde supuestamente lo tenían ellos ya se habían ido, y cuando yo regreso por mi bolsa ya el ministerial estaba aquí”, señaló Eladia Hernández Martínez, madre del menor.

“Me dijeron que qué íbamos hacer con él, y pues el ministerial me pedía dinero para poderlo abajar (sic) aquí, y Yo le dije que no tenía dinero, que yo no trabajaba ni nada, y me dijo que me daba una hora para que yo juntara la cantidad de 5 mil pesos que me pedía. Que en una hora, o si no, se lo iba a llevar al Consejo Tutelar. Yo le dije que no. Que no podía conseguirlo porque era mucho dinero” señaló Hernández Martínez.

La madre del menor narró, que los agentes ministeriales se retiraron del domicilio con su hijo esposado en la parte trasera de la patrulla, a la que identificó como un auto particular en color blanco con placas de circulación STX-87-82, del estado de Nuevo León.

“Yo le hablo a mi mamá, le dije que qué hacía porque… ¿ cómo le hacía yo para conseguir ese dinero ? y ya ella me dijo que le iba a hablar a los policías (municipales ) y llegaron”, Señaló la madre del menor.

“Primero fue un policía el que llegó aquí, me dijo -les voy a dar un número de teléfono para que me hablen- -cuando él venga, que quiera el dinero, usted le dice que se espere y usted se mete y me habla y ahí le vamos a caer-”, fueron las indicaciones del mando policial que asesoró a la víctima.

El arribo de los detectives para cobrar el “rescate” del menor lo habían pactado para la 1pm, pero pasadas las 14 horas Eladia Martínez se desesperó al ver que no llegaban y decidió salir de su casa con rumbo a la Agencia Estatal de Investigaciones, en donde creyó ya estaba internado su hijo.

“Ya pasaban de las dos, y ellos no venían… me dijo el policía (municipal) que a lo mejor no eran ministeriales, que era otro tipo de gente y que me querían sacar dinero y en eso llegaron… llegó él y les cayeron las patrullas… Uno por acá y el otro por allá (señalando cada extremo de la calle)”, narró.

“Donde vió él (ministerial) las patrullas cortó cartucho, quería correr, nomás que si lo alcanzaron agarrar, lo agarraron y todo, lo esposaron lo subieron a la camioneta, allá lo tenían esposado, y luego ya después me dijeron que si, que si eran ministeriales”, estableció la mujer.

- Publicidad -

Los uniformados de Apodaca, habrían localizado y rescatado de la parte trasera de la patrulla que conducían los ministeriales al menor Eduardo Samuel Hernández Martínez, quien permanecía aún esposado, por lo que fueron remitidos los agentes ante la autoridad correspondiente.

Se estableció que los detectives detenidos por la policía municipal fueron identificados como Edna Karina Hernández y Sergio Leal Muñoz, ambos comisionados al Municipio de Apodaca.

Según la madre del menor, cuando llegaron a la jefatura de policía en el centro de Apodaca, solo una llamada telefónica a los policías captores bastó para que los agentes fueran liberados y, aunque su hijo fue dejado en libertad, sabe que ahora está en riesgo no solo su hijo; también toda su familia.

Al cuestionar a la autoridad sobre los hechos. La dirección de prensa, reveló que no existe un informe policial sobre la captura, una acción que intuyó ocurriría un familiar del menor privado de su libertad.

“No nos asesoraron para la denuncia en contra de los ministeriales, según, el Secretario de Policía ordenó que se omitiera la detención y que se borrara todo oficio de captura. Él ordena directamente por teléfono a los policías que los liberen nos confesó uno de los captores que estaba bien enojado por la orden que recibieron”, señaló.

La familia del menor, ahora responsabiliza a los detectives de cualquier daño que sufra su hijo o familia, aseguran sentir miedo y desea, que alguien pague ante la ley, por el secuestro de 4 horas que sufrió su hijo y la extorsión de la que fueron objeto, pero además, exigen al ayuntamiento apodaquense que sea sancionado quien ordenó solapar a los agentes ministeriales.    

Comentarios
Cargando...